Todos somos Manuel Gutiérrez

Mártir de la demócracia chilena

MANUEL-GUTIERREZ-LIBRO

El libro Todos somos Manuel Gutiérrez, Vida y muerte de un mártir de la democracia, fue publicado por Ediciones B Chile en el 2015. Su autora Tania Tamayo Grez, es periodista y docente universitaria, magíster en Comunicación Política de la Universidad de Chile.

Exhaustiva investigación periodística -según nos indica en su contratapa- no tiene prólogo, ni otra nota que permita conocer las motivaciones de la periodista al escribirlo. Entonces el desafío es mayor: no queda más que buscar las razones en el propio libro. Y las primeras luces son entregadas al inicio, en la cita al mártir salvadoreño Monseñor Oscar Romero: “Que bien lo decía el campesino: la ley es como la serpiente, solo muerde a los que andan descalzos

Sabemos que Tania publicó en 2012 Caso Bombas, la explosión de la Fiscalía Sur, lo que motivó que un ministro del gobierno de Piñera –Hinzpeter- se refiriera en duros términos a ella y a su libro: “Lo leí, y me pareció deficiente y bastante panfletario”. En esa obra expone en una seria investigación las actividades de la Fiscalía Sur, el actuar del ex Fiscal Peña, los 14 imputados por el caso bombas y el revés judicial de ese gobierno.

File_201182914542

En Todos Somos Manuel Gutiérrez, ella retoma parte del decálogo de la investigación de prensa que enuncia el reconocido periodista y docente uruguayo Héctor Borrat: la investigación debe apuntar sobre un campo específico, que otros quieren mantener oculto, que eso oculto perjudica intereses de sujetos o instancias importantes y es por tanto una clara denuncia.

Este libro relata el contexto y los pormenores del asesinato de un joven poblador chileno, menor de edad, Manuel Eliseo Gutiérrez Reinoso, la noche del 25 de agosto de 2011 en pleno gobierno de Sebastián Piñera, por el sargento de carabineros Miguel Millacura, de la condena injusta por el crimen cometido, cumpliéndose así la macabra ecuación judicial chilena cuando la víctima es pobre y el asesino en un funcionario policial, dando como resultado una pena mínima o casi nula.

En las poblaciones chilenas se sabe que los procedimientos de la policía son diferentes. Ello depende directamente del sector donde se hagan, en un sector del “Barrio Alto” los servidores públicos son extremadamente delicados y respetuosos, pero en una “pobla”, como la Jaime Eyzaguirre, la diferencia es muy grande. Ahí la policía llega vestida como militares, por lo general reprime y después pregunta. En esto la autora es clara, hasta en la forma como lo escribe: “La eterna rivalidad entre pobladores y carabineros. Las persecuciones en los pequeños pasajes que iniciaba sin resultados la yuta” (14)

Y corrió la voz, se gritaba, nos dice la escritora: “La Jaime lo vio, un paco lo mató, fue el grito. Por ser chileno. Por ser joven. Por vivir en una población. Por mirar. Por nacer en un lugar donde un policía dispara y mata a mansalva” (33)

2120016

Y ya en adelante – nos da la impresión- la autora empieza a combinar el lenguaje concreto de los resultados de su dura temática investigativa con una narración más descriptiva, propia de la literatura, donde vemos atisbos de realismo mágico propios de una realidad alucinante, y con un escape momentáneo de lo humano, quizás sea porque hay mucho sufrimiento en los personajes reales del libro, tal como cuenta de la mamá de Manuel cuando va al lugar donde comía, al paso, con su hijo: “El pan se le atragantó y los sabores del sándwich se le mezclaron con las lágrimas. La palta, el té, la mostaza, la tristeza y el luto.” (45) y por ello se esmera también en preparar (describir) el ambiente que rodea la historia, empezando por el hospital donde nació “Manuelito” ese 25 de diciembre de 1994: “Se sentía en los alientos, se veía en los vasos plásticos por ahí, en los adornos que se desplegaban más que pacientes y médicos, en las cumbias, en las canciones chillonas de moda, una tras otra, junto a las melodías navideñas de las luces titilantes que iluminaban los pinos de plástico verde.” (39)

manuel-gutierrez_11541

Ya el relato de la población Jaime Eyzaguirre, es más que el resultado de una investigación, es un relato novelado de la cotidianidad, que se repite en muchas otras poblaciones chilenas, donde más de alguno nos hemos criado: ”… en algunas esquinas y algunas noches, hay quienes toman cerveza o vino en caja, o fuman pitos de verde o prensado con los amigos: se pelan, se besan, bromean, se toquetean, mientras dentro de las casas la gran mayoría, los que trabajan, se acuestan temprano y preparan sus a hijos que tomarán el recorrido 514 en la mañana para llegar a algún colegio público o subvencionado.” (62)

En el libro es obvio, para los lectores, el abuso oficial a la familia víctima del asesinato, la Gutiérrez Reinoso, dicho por ellos mismos, empezando el más cercano a Manuel, su hermano Gerson, en innumerables veces la PDI lo interrogó, con típicas preguntas interesadas: “¿Usted sabe, o se pudo percatar, si sus amigos portaban algún tipo de armas?, ¿Usted recuerda haber visto a personas disparar a carabineros? (77)

La manipulación religiosa, de carabineros y del gobierno queda en evidencia claramente en la lectura, las autoridades querían evitar que Manuel, la víctima, se transformara en bandera de lucha de los jóvenes y estudiantes que protestaban en esa época. “Así como Jehová dio, así Jehová quitó. Bendito sea Dios” (107). “…-Incluso de Carabineros utilizando a la capellanía evangélica de la institución_” (109). Y para la prensa el General de Carabineros Sergio Gajardo Oelckers, negaba todo: “Yo descarto de plano la participación de carabineros, al menos disparando un arma de fuego a un joven… (116).

La familia poco a poco fue observando el engaño, su madre Mireya, los hermanos Isaac y Gerson, su hermana Jacqueline, su abuelita Lila, los amigos Giuseppe y Juan Pablo, su joven polola “viuda” Cynthia y el padre Manuel Gutiérrez Aburto, este último opinaba: “Para que estamos con cosas –afirma-, lo que le pasó a mi hijo le pasó porque somos humildes. A un hijo de ricos no lo matan así como así” (113)

Cuenta Jacqueline, que un representante del gobierno de Piñera llegó hasta su casa con una tarjeta de presentación del ministro Rodrigo Hinzpeter. “Entonces yo tomé la tarjeta y le dije que se creían, si acaso nos íbamos a tragar el que el ministro había escrito esa frase en tres días, que nosotros podíamos vivir en una población, pero nos damos cuenta de las cosas y no somos gente ignorante” (199)

El libro Todos Somos Manuel Gutiérrez, es un aporte a los chilenos, sin lugar a dudas, relata un hecho criminal, terrible, que se quería ocultar, muestra crudamente las verdades dolorosas del caso, y retrata además otras cosas importantes, la organización de una población que sobrevive dignamente a la pobreza, conviviendo a veces con la droga y vecina de la prostitución. Enseña cómo todavía se conmemoran los 11 de septiembre y el día del combatiente, “porque la democracia llegó a medias”. Nos cuenta además de otros asesinatos de pobladores nunca aclarados, como el de Fredy Morales, Boris Gatica, o la muerte de Paula Lagos.

foto_0000000220150520174606

Millacura en la reconstitución de escena

Finalmente, el crimen se contrasta con el resultado del juicio, el año recién pasado, 2015, al carabinero Miguel Millacura, autor confeso del asesinato de Manuel Gutiérrez, la Corte Marcial le rebajó la condena inicial de tres años y un día, ahora es pena remitida a: “400 días de reclusión por considerar que no era un hecho doloso, sí una imprudencia.” (209)

Este libro tiene el mérito de recordarnos “la edad de oro del periodismo investigativo”, que según el profesor Juan Faundes Merino, en la Revista Razón y Palabra, se vivió en la época de la dictadura pinochetista, por periodistas que publicaban en las revistas Cauce, Análisis, APSI y el Fortín Mapocho: “… no se amedrentaron con la cárcel, las amenazas, los seguimientos, los golpes, la prohibición de publicar fotografías, las clausuras de sus publicaciones, con tal de cumplir con lo que entonces consideraban un deber ético-político.” (Mayo – Julio 2001)

Gracias por este libro.

José M. Carrera

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s